Hospital San Diego. El mejor centro médico en la Ruta del Sol

por Redacción Distrito

En momentos como el actual nos damos cuenta de que la salud es el bien más preciado; por eso debemos cuidarla y prevenir cualquier enfermedad. Por fortuna, ya no es necesario que los habitantes de Cuernavaca viajen hasta la CDMX para atenderse, porque desde hace varios años cuentan con un centro hospitalario de alto nivel, el Hospital San Diego. Para saber más sobre los servicios que brinda, entrevistamos al fundador del mejor hospital en la Ruta del Sol, Antonio Pedroza.

Antonio Pedroza es originario de Cuernavaca, pero hizo su carrera profesional en la CDMX. Estudió Ingeniería Química en la UNAM e hizo una maestría en Economía. Trabajó en diferentes empresas, y al jubilarse decidió regresar a vivir a su ciudad natal. Hombre trabajador y creador de diferentes proyectos, incapaz quedarse quieto, Antonio fundó el Hospital San Diego al ver las necesidades en el sector de la salud en la ciudad de la eterna primavera.

¿Qué significa para Cuernavaca contar con un hospital de alto nivel?

Primero, debemos entender la composición social de la capital morelense. Es una ciudad pequeña, pero durante las vacaciones y los fines semana cambia su perfil poblacional, porque recibe una gran población flotante. Son personas muy exigentes, que requieren servicios de alto nivel. Eso lo consideré en mi estrategia para dotar a Cuernavaca de un complejo de salud para ese segmento, y eso mismo nos lleva a dar el mejor servicio, con equipo médico de última generación, especialistas reconocidos e instalaciones inigualables.

Hospital San Diego cuenta con una amplia de especialidades. ¿Cuáles son las más reconocidas?

Como dices, la oferta de especialidades es amplia, y cada uno de los doctores que atienden en este centro hospitalario tiene gran experiencia. Obviamente, nos visitan por las más comunes: ginecología, otorrinolaringología, cardiología, traumatología y ortopedia, pero también hacemos todo tipo de cirugías, tanto tradicionales como laparoscópicas.

¿Cómo se eligen los especialistas para un centro médico como Hospital San Diego?

Las mejores instalaciones y sistemas no sirven de nada si se carece del talento adecuado. Me dediqué a buscar doctores calificados por todo el país para que establecieran su consulta en este hospital, que tiene instalaciones nuevas y excelente equipo médico. Además, un gran atractivo fue vivir en Cuernavaca, que tiene un clima magnífico.

¿Y los precios?

Son competitivos. Por nuestra cercanía con la Ciudad de México y de acuerdo con los estudios de mercado que realizamos, nuestros precios están por debajo de nuestra competencia más cercana.

Siendo ingeniero químico ¿qué lo llevó a fundar un hospital?

Cuando entré a la UNAM, en un principio iba a estudiar la carrera de Medicina; sin embargo, un orientador vocacional me hizo cambiar de idea. Al jubilarme, decidí regresar a vivir a Cuernavaca, pero como no me gusta estar sin hacer nada, pensé que debía poner un negocio; hice estudios de mercado, y resultó que el sector de la salud era bueno para invertir y emprender. Además, uno de mis hijos es cirujano y otros dos son financieros; entonces, eso nos llevó a construir el hospital, hace diez años. Empezamos con una torre de consultorios y un hospital pequeño. Al ver la demanda de nuestros servicios, decidimos ampliarnos.

Hoy en día es fundamental hablar de salud integral. ¿Qué ofrece Hospital San Diego en este sentido?

Si consultas la definición de salud integral de la Organización Mundial de la Salud (OMS), ésta establece como objetivo que las personas disfruten el mayor grado de salud o de atención médica posible. Entonces, la meta es que cada persona tenga un cuerpo sano, una mente en forma, y que en esas condiciones se adapte y desarrolle en su entorno. Nosotros, desde nuestra práctica, ofrecemos al paciente un diagnóstico, y después le proporcionamos los tratamientos, medicamentos y atención que se requieran para que su cuerpo esté sano y pueda llevar una buena calidad de vida.

En estos tiempos de pandemia ¿qué retos han enfrentado? ¿Cuál es su visión con respecto a la vacuna? ¿Cómo siguen preparándose para responder al aumento de casos?

En diciembre logramos ver la situación que venía, porque toda mi vida he estado inmerso en investigaciones de mercado, y con base en experiencias anteriores del comportamiento de la gente, cuando el temblor de 1985 o la epidemia de influenza, nos preparamos para recibir a la población flotante que viene a refugiarse a Cuernavaca. Por fortuna, nuestro complejo de salud cuenta con dos hospitales, uno con el que iniciamos y el nuevo, muy moderno. Entonces, preparamos un área de las torres que está completamente aislada y sin posibilidad de contagio. Además, acondicionamos un área de triage para recibir a los pacientes, y los médicos salen para establecer un diagnóstico y determinar en qué área se hospitalizarán.
La vacuna va a tardar para nuestra necesidad. Toma mucho tiempo que la FDA de Estados Unidos apruebe un medicamento. Se necesita la aprobación de muchos procesos. No veo que llegue antes del primer semestre del próximo año.

¿Cuáles son las ventajas y beneficios que quisiera transmitir a los habitantes de Cuernavaca sobre el Hospital San Diego?

No sólo recibimos gente de Cuernavaca. Tenemos pacientes de todo Morelos, Guerrero, Tlaxcala, Puebla y sur de la CDMX. Nuestra ubicación nos favorece, y sobre todo, tenemos equipo médico de nueva generación, como el PET, que nos ayuda en diagnósticos oncológicos y neurológicos; eso hace que la gente acuda a nosotros. Realmente somos una excelente opción de hospitalización para todas las comunidades que necesitan pasar por Cuernavaca para llegar a la CDMX.

Hospital San Diego cuenta con:

Te recomendamos:

Dejar un comentario